De vuelta a la normalidad

Bienvenido, 2015! Unas palabras que llegan con algo de retraso pero es que éstas han sido unas vacaciones algo atípicas, más largas de lo habitual. Creo recordar que la última vez que disfruté de tanto tiempo libre por estas fechas fue cuando estaba en el colegio, y de eso ya hace bastante. Así que, disculpad la ausencia.

Ya en casa, retomamos el ritmo y la rutina, una palabra a veces con connotaciones negativas pero que a mí me da la vida. Creo que estoy programada para seguir un orden y no salir de él, es así como me he sentido cómoda siempre, con un horario, con un saber qué hacer, aunque luego lo cambie y no lo haga, pero al menos tener planificado el tiempo. Puede llegar a ser agobiante para quien tienes al lado, cierto, pero a mí me ayuda a llevar el timón, sino de mi destino, al menos de mi día a día. Y a Vega le ocurre igual, así que estamos encantadas de volver a casa y a las costumbres ya instauradas 😉

Jpeg

Lo cual no quita que echemos de menos todo lo que nuevamente queda atrás. Han sido unas vacaciones con el sol y el buen tiempo como protagonistas, con viajes en coche, con visitas y abrazos necesarios, con risas con los de siempre, con buenos ratos de esos que te hacen ver que pocas cosas han cambiado (aunque quizás nosotros sí lo hayamos hecho), con la familia,…

Jpeg

JpegJpeg

Un tiempo en el que hemos recargado las pilas y que ha servido para volver con más fuerza al invierno danés, que por cierto, de momento, se está portando bastante bien; y que además nos ha dejado estampas como éstas…

JpegJpeg

IMG_20150107_154127IMG_20150107_222719Jpeg

Paisajes grabados en nuestra memoria desde que tenemos uso de razón y que ahora también forman parte del pasado, el presente y quién sabe si del futuro de Vega. Tres semanas en las que también hemos instaurado algunas tradiciones en nuestra pequeña familia; días de saludos y despedidas, de ver cómo la vida cambia y nos cambia, cómo te lleva por caminos que creías no llegar a pisar jamás y cómo nunca es tarde para afrontarlos, tengas la edad que tengas. Porque lo que toca es seguir y aprender de lo que venga.

Jpeg
Primera sesión de cine para la enana. Todo un éxito 😉

Y como todo lo que empieza también acaba… viaje de vuelta a casa. La morriña puede llegar a ser muy dañina y tanto tiempo fuera no es bueno, ¡mira que nos lo dijeron!. Pero el regreso hacía falta y es que, como decía, necesitamos recuperar nuestra rutina, y tras seis meses aquí podemos decir eso de ‘home, sweet home’. Además, cuando a la vuelta se disfruta de un Enero generoso todo es mucho más gratificante.

IMG_20150115_140827

Jpeg

Jpeg

Así que la peque vuelve a la guardería, con sus amigos, su profesoras, sus juegos y su aprendizaje; el papá anda entre el despacho y el laboratorio, y yo retomo mis clases de yoga en breve (estoy deseando :), vuelvo a las tazas de té calentito, a editar y descubrir, e inicio nuevos retos para este 2015. Un año al que le teníamos muchas ganas, y es que si 2012 cambió nuestras vidas para siempre, éste no va a ser menos. Ya va faltando poco 🙂

P_20150116_120858_1
Un 2015 muy esperado 🙂

Nos leemos en unos días!

Abrazos

Anuncios

2 comentarios en “De vuelta a la normalidad”

  1. Muy bonito Alba y muy ilustrativo, pero aquí la rutina que llega deja un vacio muy grande que no se consigue llenar, todo lo más , se encapsula esperando poder romperlo otra vez. Besos

    Le gusta a 1 persona

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s